Views
1 year ago

THE JAGUAR #02

  • Text
  • Jaguar
  • Coche
  • Nuevo
  • Mundo
  • Carrera
  • Equipo
  • Coches
  • Pilotos
  • Circuito
  • Siempre
En este número presentamos la última incorporación a la familia Jaguar: el E-PACE. El piloto de F1 Romain Grosjean nos confiesa su pasión por Jaguar, mientras que el equipo Panasonic Jaguar Racing nos revela parte de los secretos de su preparación. Además, descubrimos la velocidad extrema de las carreras de drones y disfrutamos de un día único en compañía del XF Sportbrake.

En una carrera

En una carrera profesional de drones, la tecnología tiene un papel decisivo. Algunas ligas limitan los tamaños de los chasis y las baterías, mientras que otras permiten a los pilotos ajustar los drones a su gusto. En ambos casos, lo que separa la gloria del fracaso es el factor humano: los pilotos y su buen juicio, sus reflejos y su coordinación. EN UNA PRUEBA ESPRINT DE 400 M, LAS VELOCIDADES PUEDEN SUPERAR LOS 200 KM/H. PHOTOGRAPHY: LKJDÄLKJDF KJLÄKJ ÖÄÖK ; DFÄÖLKJÄLKDJ ÖÄDFÖÄ (2) 34 THE JAGUAR

NUEVAS TECNOLOGÍAS FOTOGRAFÍA: ANSGAR SOLLMANN, XBLADES MEDIA HOUSE Compitieron más de 150 equipos y fue Luke Bannister, un joven inglés de 15 años, quien se llevó a casa el primer premio, de 250.000 dólares. “Tuve una sensación de libertad increíble, como un pájaro volando y contemplando el mundo desde las alturas”, explicó Bannister al recordar la carrera. “No sufrí nada. Era como estar dentro del dron”. Gracias a historias como la de Bannister, las carreras de drones han empezado a llamar la atención del gran público y de otros profesionales. El pasado septiembre, coincidiendo con el Paris Drone Festival, se organizó una exhibición en los Campos Elíseos de la capital francesa, que siguieron atentamente más de 150.000 espectadores. “Veo un enorme potencial de crecimiento en este deporte”, asegura Richard De Aragues, director del documental TT3D: Closer to the Edge (2011) y fundador del equipo NEXBLADES, en el que compiten actualmente Kent y Bannister. De Aragues, que confiesa con una cierta tristeza que en los últimos meses el deporte ha relegado a un segundo plano su prometedora carrera en el séptimo arte, ha conseguido formar el que seguramente es el mejor equipo de pilotos del mundo. “Tenemos en nómina a los cinco mejores pilotos del mundo”, asegura. “Hemos ganado las competiciones de Francia, España, Holanda e Irlanda y nuestros pilotos han superado casi siempre a los mejores pilotos de las ligas rivales”. Al igual que ocurre con otros deportes emergentes, numerosos empresarios pugnan por lograr que la suya sea la liga definitiva. La Drone Racing League (DRL), impulsada entre otros por Nicholas Horbaczewski, el estadounidense que años atrás puso en marcha la serie de carreras de resistencia Tough Mudder, ha atraído más de 20 millones de dólares en inversiones en los últimos 18 meses. “Nuestro objetivo es convertir este deporte emergente en un espectáculo mundial”, asegura. Y la DRL va camino de conseguirlo, tras vender a gigantes como ESPN y Sky Sports los derechos para la retransmisión de sus pruebas de 2017, que tendrán como escenario prestigiosos recintos deportivos de todo el mundo. “La definición de lo que entendemos por deporte se está ampliando”, afirmó Steve Smith, de Sky Sports, en la rueda de prensa convocada para anunciar el contrato. Estas palabras eran un dardo directo a quienes opinan que las carreras de drones no merecen la consideración de deporte. La DRL llegó hace poco a un acuerdo de patrocinio con la aseguradora alemana Allianz, una marca habitual de los carenados de los bólidos de F1. “Lo que ha hecho Red Bull con los deportes extremos es lo que queremos hacer nosotros con los deportes digitales”, me confesó Jean-Marc Pailhol, de Allianz. “La idea es convertir las carreras de drones en uno de los deportes más importantes del mundo”. Otras ligas rivales, como la Drone Champions League, tratan de llamar la atención organizando carreras en lugares emblemáticos, como la que se celebrará este año junto a la Gran Muralla china, retransmitida por la CCTV, la gran cadena del gigante asiático. La liga DR1, impulsada desde Estados Unidos, cuenta también con un calendario repleto de pruebas en grandes ciudades europeas. En esta liga, los pilotos pueden adaptar las especificaciones de sus bólidos, como en la Fórmula 1, mientras que la DRL obliga a todos los participantes a competir con las mismas máquinas. Más allá de la pugna por atraer inversores, los futuros patrones del circo de las carreras de drones trabajan a destajo para llevar la tecnología hasta nuevas cotas. “Este año dejamos de usar baterías 4S para introducir las 5S y 6S”, explica De Aragues. “El resultado será mucha más potencia, lo que significará o más distancia o más velocidad”. Las cadenas de televisión, que se las ven y se las desean para seguir en directo las diminutas aeronaves por el aire, reclaman a los fabricantes unos chasis de mayores dimensiones. “Si la estructura es más grande, puede iluminarse mejor y tiene más presencia física”, afirma De Aragues. “Hemos probado chasis de 700 mm. Con este tamaño, un dron volando a toda velocidad suena como un Black Hawk”. A medida que los drones van creciendo en tamaño y potencia, también lo hacen sus presupuestos. Sin embargo, De Aragues está convencido de que es un deporte abierto a todo el mundo. “Puedes fabricar tu propio dron por muy poco”, explica. “Y esto no ocurre ni en los karts ni en los deportes de motor. Uno de los grandes alicientes serán las microcarreras: cualquiera podrá comprarse un pack de cuatro drones y organizar una carrera en casa. Así, los críos que de mayores quieran ser pilotos de combate podrán practicar sin correr riesgos”. Según todo un campeón mundial como Bannister, el perfil de un buen piloto siempre es el mismo: “Hace falta una buena coordinación ojo-mano y ser capaz de mantener la calma y la concentración durante el vuelo”. De momento, las carreras de drones no ofrecen a los jóvenes talentos las mismas perspectivas que los deportes de motor, pero los ingresos que pueden acumular los mejores pilotos no son nada desdeñables. “Conozco a un par de tipos en Estados Unidos que son profesionales a tiempo completo, pero en una fase tan inicial de este deporte es difícil dar este paso”, afirma Kent. “Tengo familia y un hijo pequeño, y lanzarse a la piscina no es fácil. Para algunos, como un joven recién salido de la universidad, igual no es tan difícil. Ahora mismo, para mí es demasiado riesgo, pero a la larga es mi objetivo. Es lo que dicen: cuando trabajas en lo que te apasiona, es como si no trabajaras”. Richard De Aragues (izquierda) ha compaginado la producción de documentales con la puesta en marcha del equipo NEXBLADES. THE JAGUAR 35

 

JAGUAR

THE JAGUAR #05

 

La revista The Jaguar rinde homenaje al arte de crear, con artículos exclusivos que apelan a los sentidos, desde la conducción dinámica hasta el diseño más seductor y las tecnologías de vanguardia.

Comenzamos con una entrevista a Eva Green, una actriz excepcional y estrella de la última campaña de Jaguar. Pero hay mucho más: observa el Jaguar XE 300 SPORT y el Jaguar XE SV Project 8 desatados en las laderas volcánicas de Sicilia, cuélate detrás de las cámaras de la consecución de 2 récords mundiales, adelántate al comienzo del campeonato Jaguar I-PACE eTROPHY, descubre los secretos de 3 famosos artistas expertos en fabricar emociones, y mucho más.

La Biblioteca

THE JAGUAR #05
THE JAGUAR #04
THE JAGUAR #03
THE JAGUAR #02
THE JAGUAR #01

© JAGUAR LAND ROVER LIMITED 2016

© JAGUAR LAND ROVER LIMITED 2016 Registered Office: Abbey Road, Whitley, Coventry CV3 4LF Registered in England No: 1672070
Cifras obtenidas a partir de pruebas oficiales realizadas por el fabricante de conformidad con la legislación europea.
El consumo de combustible real de un vehículo podría ser diferente del obtenido en dichas pruebas y estas cifras son para fines comparativos únicamente.